Reportaje Especial


 

Fox asegura que no hubo racismo en sus declaraciones sobre 'negros'


Vicente Fox, presidente de México.

El presidente de México, Vicente Fox, aseguró que no hubo racismo en las declaraciones en que comparó a los inmigrantes mexicanos con los afroamericanos en Estados Unidos, a quienes se refirió como "negros", y que suscitaron una polémica en México.

El gobernante afirmó el pasado viernes que los inmigrantes mexicanos en los Estados Unidos "están haciendo trabajos que ni siquiera los negros quieren hacer allá".

Tras la controversia causada, aclaró que "el propósito de las mismas no era otro que dejar en claro la importancia que los trabajadores mexicanos tienen hoy en el desarrollo y el progreso de la sociedad estadounidense".

El canciller de México, Luis Ernesto Derbez salió ayer, sábado, al paso también para explicar lo que el mandatario había querido decir con sus comentarios.

Su situación
Historia de exclusión
Discriminación
Informe de la ONU
Reclamos
 
Deportistas blanco del racismo
Una historia típica de racismo en Honduras
“Conservamos la esperanza que el racismo desaparezca”
Gobierno tiene una deuda con los garífunas
Racismo y discriminación presentes en Honduras


"No fue en ninguna manera dentro de una motivación racista como lo planteó el presidente, que lo hizo dentro del contexto de una indicación de la importancia que las comunidades mexicanas tienen para el desarrollo y el progreso de la sociedad americana", puntualizó.

La Presidencia enfatizó que básicamente las afirmaciones del gobernante se enmarcaron dentro de su compromiso con la defensa de los derechos humanos de las comunidades mexicanas que viven en EEUU.

En el comunicado, Fox también hizo un reconocimiento al proyecto de reforma migratoria que presentaron en la semana los senadores estadounidenses John McCain y Edward Kennedy, que de ser aprobado podría abrir vías para la regularización de indocumentados residentes en EEUU.

Señaló que es "una propuesta que va en la dirección que los gobiernos de México y Estados Unidos han trabajado en la búsqueda de una solución al problema de los migrantes en EEUU".

No obstante, señaló que ante las recientes medidas contra la inmigración ilegal que ha adoptado Washington, México "intensificará sus esfuerzos diplomáticos para proteger la integridad de los mexicanos que viven en ese país".

Ayer el canciller anunció que mañana, lunes, será finalmente enviada a los Departamentos de Estado y Seguridad Interna de EEUU una "nota de protesta" por la aprobación de una ley que aumenta las restricciones a los inmigrantes y permite la construcción de un muro en la frontera de ambos países.


Todos los derechos reservados PROCESO.HN ® Copyright 2005